Ingresa

¿Deseas una vida saludable y no sabes por dónde comenzar? Descubre cómo lograrlo

Seguramente vives una constante lucha por transformar tu vida y hacerla más saludable pero no sabes cómo hacerlo, en amiPASS estamos consciente del valor de tener calidad de vida por ello acá te dejamos cuatro buenos hábitos que deberías modificar para ayudarte a lograrlo de un modo integral y así comenzar a gozar de una mejor salud y  una existencia más plena.

Cuatro hábitos que tendrás que modificar para lograr mejor calidad de vida:

1. Mantén una vida activa:

El cuerpo está diseñado para permanecer en movimiento, por lo que estar por mucho tiempo en reposo sólo trae inconvenientes para tu salud, siendo así debes buscar el modo de realizar ejercicios en casa, al aire libre o en gimnasios especializados para combatir activamente el sedentarismo.

Sal a caminar al menos media hora al día o realiza al menos una hora diaria de ejercicios aeróbicos o cardiovasculares, así te mantendrás saludable, fuerte, podrás bajar de peso, prevenir enfermedades, activar la creatividad, reducir el estrés y mejorar tu concentración en tus actividades diarias.

2. Cuida tu alimentación:

Desprenderse de los viejos hábitos alimenticio no es sencillo, puedes buscar una orientación profesional de un nutriólogo experto que te guíe con un régimen alimenticio acorde a tus necesidades o simplemente tomar la decisión de ser más consciente a la hora de elegir tus alimentos para llevar una dieta balanceada, seleccionando mejores alimento para nutrir tu cuerpo que incluya vegetales, frutas, legumbres, fibra y carnes blancas, no olvides mantenerte hidratado con líquidos bajos en azúcar,, de preferencia zumos naturales.

3. Dile adiós a las grasas saturadas:

La razón por la que son tan dañinas para el organismo es porque se tornan sólidas a temperatura ambiente, por ello es recomendable reducir el consumo de alimentos con alto contenido de grasas, especialmente la saturadas y las trans, evita el uso diario de mantequilla, aceite de coco, aceite de palma, quesos, etc.

No se trata eliminar el consumo de grasas, sino controlar su consumo porque tu cuerpo necesita grasas saludables para obtener energía y realizar varias de sus funciones, sin embargo, consumirlas en exceso puede causar acumulación de grasa en las arterias, aumento del colesterol, aumento de peso, te pones en riesgos de enfermedades cardíacas, diabetes o incluso accidentes cerebrovasculares. Reducir al máximo su consumo te ayudará a sentirte y verte mejor.

4. Incrementa el consumo de frutas y verduras

Inclúyelas en tu dieta diaria porque son una fuente naturalmente ricas en fibra, vitaminas y minerales, contribuye en tu buena salud digestiva. Además es vital disminuir el consumo frecuente de alimentos procesados porque carecen de valor nutricional y suelen disminuir tu nivel de energía y hacer que te sientas lento y cansado.

Lo mejor de consumir frutas y verduras es que la mayoría no requiere preparación, así que puedes cargarlas contigo a dónde vayas porque solo las tomas, las lavas y te las comes o te preparas platos de comida de rápido, ligero y fresco consumo.

Ahora que ya lo sabes y elegiste cambiar tus viejos patrones de consumo por unos nuevos, coméntanos ¿Cuáles de estos cuatro hábitos saludables pondrás en práctica para lograr una vida más saludable?

Post recientes

Ingresa tus datos